23 de abril de 2013

Sant Jordi bloguero: ¡¡¡ya tengo mi sorpresa!!!



¡¡¡Hola!!!

Cuando Kayena, del blog Negro sobre blanco, organizó el Sant Jordi Bloguero 2.013, no me lo pensé un segundo y me apunté. Era la primera vez que participaba en algo así y lo que más miedo me daba era lo de la rosa, porque no sabía como iba a llegar una de verdad, así que se me ocurrió que tendría que ser alguna manualidad. Mi libro elegido fue Habitaciones cerradas, como puse en la entrada que hice para anunciar la iniciativa. Fue una novela que me encantó y la consideré la mejor opción.

El problema era que estaba enferma, no podía acercarme a Correos por ese motivo y tuve que esperar a que eliott tuviese un rato; el envío no pudo hacerse hasta el jueves 18, que fue cuando él tuvo un hueco. Pero, aunque parezca mentira, al día siguiente encontré un comentario en la entrada de Sant Jordi de la destinataria de mi regalo diciéndome que ya estaba en su poder. 

Hasta ese momento no tenía ni idea de quién era la persona en cuestión: no asociaba su nombre ni su provincia con su perfil de Blogger (aunque he de reconocer que su blog no lo frecuento tanto como debería, lo siento).

Y ahora toca hablar de mí. Ese mismo día 18, sonó el portero y cuando dije "¿sí?, me respondieron: "soy la cartera, ¿Montserrat Martín?, tengo un paquete para usted". "Un momento, que ahora mismo bajo". 

Recogí el paquete y sí, lo confieso, tenía miedo de saber quién era el remitente, por algo muy simple: solamente había un libro en la lista de Kayena que no tuviese. Le día la vuelta al sobre y cuando vi quién era pensé: "esto se llama tener suerte. Una posibilidad entre muchas y te toca a ti". 




Porque mi bloguera de Sant Jordi era Carmina, del blog De tinta en vena. Gracias desde aquí (aunque ya te las di en privado cuando te escribí para que estuvieses tranquila porque tu paquete había llegado), por Los tres secretos de samurái, por los marcapáginas (los colecciono) y por la flor que, como veis en las foto, es una monería.





Esperando con ansia el bloguero invisible o cualquier iniciativa de este tipo que se le ocurra a Kayena. Desde aquí, un millón de gracias por todas tus ideas, por tu facilidad arrastrándonos a todos y por hacer la blogosfera muchísimo más divertida.

Besindios



¡¡¡FELIZ DÍA DEL LIBRO!!!